La recomendación del fin de semana: Thinking, Fast and Slow

Sandra tiene la culpa de que ahora, varios, revivamos este libro. Obliga a una relectura, así que es la primera recomendación de este blog. Lo pueden descargar para kindle, lo pueden pedir impreso, lo pueden incluso, piratear (no recomendable), pero de que les puede servir, no cabe duda. Aquí abajo, mi “traducción” libérrima, del primer párrafo de la introducción.

Daniel Kahneman — Thinking, Fast and Slow

Supongo que cada escritor, tiene en cuenta un escenario en el que los lectores de su trabajo, podrían beneficiarse al leerlo. El mío es la oficina , junto al infaltable (casi), dispensador de agua, donde las opiniones son compartidas y se intercambian chismes. Espero enriquecer el vocabulario que usan las personas cuando hablan y juzgan las decisiones de los demás, las políticas de la empresa donde trabajan o las inversiones de sus colegas.  ¿Por qué les (nos) interesa el chisme? Porque es mucho más fácil, así como mucho más agradable, identificar y etiquetar los errores de los demás, que reconocer los nuestros. Cuestionar lo que creemos y queremos es difícil, en el mejor de los casos, y especialmente difícil cuando es necesario hacerlo; sin embargo, en estos casos, podemos aprovechar las opiniones, informadas, de otros. Muchos somos capaces de anticipar, la manera en que amigos y colegas evaluarán nuestras elecciones, en calidad y contenido. Por lo tanto, los juicios importan. La expectativa de los chismes inteligentes pueden ser parte de una seria autocrítica, más poderosa que las resoluciones del Año Nuevo; para mejorar nuestra toma de desiciones en la casa y en el trabajo.

Daniel_Kahneman-Thinking_Fast_and_Slow

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *