Tiempos revueltos

Obredecht, Asamblea, duartes, borge, Coahulia, Edomex, del mazo, narcotráfico, feminicidios, secuestros, asesinatos de periodistas, elecciones 2018, amlo, reforma educativa, reforma energética, recursos a los partidos, el servilismo ante Trump, las negociaciones del TLCAn (NAFTA), Ayotzinapa y un sin fin de asuntos que a enrique el mínimo, el presidentito, se le están escapando de las manos o quiere hacernos creer que se le escapan de las manos.

Es casi indudable que a enrique el mínimo desde hace un año o más, sólo le interesa procurar la impunidad después de que termine el periodo de su mandato. Muestra de ello es la impunidad grosera que han tenido todos sus funcionario acusados de corrupción e incluso él mismo y su esposa.

Mendaz y cínica, la “clase política” sobrevive gracias a su mezcla, su imbricada red de intereses con la “clase empresarial, bancaria e industrial”.

Sobrevive también gracias a la pasividad de los ciudadanos mexicanos. A su profunda indiferencia ante la corrupción y la trapacería de las clases “dirigentes”.

La clase dirigente (política y económica), ha logrado hacer de la sociedad, el sueño de todo dictadorzuelo: una población adormecida y más preocupada por la comida de hoy que por los caminos y senderos de mañana.

Tiempos revueltos los que vivimos en México. Y no hay visos de que las aguas se calmen, de que haya alguien o algo que le ponga fin. Tampoco hay movimientos sociales que puedan obligar a un alto en la situación de las cosas.

Tiempos revueltos y todos vemos venir las redes de lo pescadores, con los ojos abiertos, con las piernas fijas y la resignación preparada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *